Diaro de Barquisimeto (8)

4 08 2005

Día 84 o parecido Éste día soy yo, eso es seguro

Un árbol del athletic Me he despedido de la gente de la planta, del adúltero y su mujer, del capitán, que me ha llevado a un Farmatodo para comprar café y chocolate, de la piscina del hotel, del amasijo de hierros que estamos montando, del Tamunangue, el Mi Estación, el Café 90, el aire acondicionado a todo trapo, la Avenida Lara y la 20, las chavolas con la gente tomando el fresco alrededor de La Ribereña. El vuelo es a las siete y diez, por lo que salgo con tiempo en taxi, ya que me va a llevar unas 5 horas llegar al Aeropuerto de Maiquetía debido a que están en plenas obras en la autopista de La Guira, debido a que uno de los viaductos se está cayendo.

Me da tiempo a dormir y dormir, y leer el periódico local, tamaño sábana, calidad papel de water del Carrefour (no del Lidl, el papel de baño más grueso, tierno y acariciador que una mente humana a podido inventar). En uno de los suplementos hay anuncios de Clínicas de Cirugía estética, el segundo deporte nacional tras el Baseball.

Aumento de Senos 2.600.000 Bs.
Liposucción 2.100.000 Bs.
Correcciones faciales 2.200.000 Bs.
Rinoplastia 2.000.000 Bs.
Estrechamiento de Vagina 1.600.000 Bs.
Aumento de pectorales masculino 1.400.000Bs.

Me he imaginado con los pectorales de Dolph Lundgren y el culo de JLo y no me ha hecho mucha gracia.

He bajado del taxi cargado con una Samsonite de 28 kilogramos y el maletín del ordenador, lleno de mis libros, mis CDs, chicles, cámara de fotos, ibuprofeno, las llaves de casa, los cargadores del móvil y 4 pilas de emergencia por si se agotan las recargables del discman. En el panel de Salidas pone





Salidas – Departures
Destino
Hora salida
Vuelo
Puerta
Situación
Paris16:50AF14Salió
Porlamar17:00SB12Embarcando
Madrid17:10IB11Embarcando
Frankfurt17:10LF10Retrasado

Yo efectivamente pienso: Eres retrasado

Se ve que el vuelo no era a las siete y diez, sino a las diecisiete y diez. En el trayecto hacia el mostrador de Iberia he tenido que pasar, como es habitual, el control antidroga, en el que me han abierto y manoseado y revuelto toda la maleta.

– Llevas Harina PAN para hacer arepas? – Me dice el militar encargado de tocarme las pelotas
– Sí
– Puede cerrar la maleta

Al llegar al mostrador todos pasan de mí. De hecho me informan que como mucho puedo aspirar a quedar en lista de espera para mañana, pero que todos los vuelos están ful el fin de semana. Y me ha entrado una terrible y desagradable sensación de quedarme encerrado. Ante la imposibilidad de hacer nada, y después de preguntar en Air Europa, Santa Bárbara y Aeropostal, no me queda otra que llamar al taxi que me ha traído y acercarme hasta Caracas, donde ese encuentra otro compañero de trabajo al que le pido que, por favor, me encuentre una habitación libre.

Cómo me gustara que me dejaran subir!Por supuesto no hay ni una sola en todo Caracas debido a una convención.

Acabo durmiendo en una cama supletoria en su habitación, después de compartir un buen número de cervezas y cigarrillos, que consiguen que mi cara recupere un poco de color y deje de insultarme dentro de mi cabeza por un rato.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: