1,2,3, Amor, Obsesión.

30 08 2005

Volviendo a despegarMenuda manera de comenzar un apunte y retomar el blog después de un paréntesis auto-impuesto.

1) En estos momentos debo, necesito, escribir sobre ello. No tengo muy claro por qué me afecta tanto, pero no debería ser así. Objetivamente estoy ahora mismo en una situación exactamente igual que hace un mes. Sólo. Sin embargo antes tenía una esperanza y ahora se ha perdido. Otras oportunidades surgirán, o al menos eso dicen, pero la perspectiva no es visible desde donde me encuentro ahora.

Estos días me he dado cuenta de algo que puede que sea común a otras personas pero de lo que no era perfectamente consciente hasta este momento, y es que únicamente me he enamorado (estoy hablando de ese intangible sentimiento cuya definición bien podría darla de manera relativamente prosaica el Señor Eugénides en Middlesex, y cito: Se quedaron quietos, mirándose, mientras Desdémona notaba de nuevo aquella sensación en el estómago. Y para explicar esa sensación no tengo más remedio que contar otra historia. En su discurso presidencial del congreso anual de la Sociedad para el Estudio Científico de la Sexualidad de 1968 (celebrado ese año en Mazatlán entre numerosas y sugerentes piñatas), el doctor Luce introdujo el concepto de “perifescencia”. El término no significa nada en sí mismo. Luce lo inventó para evitar toda asociación etimológica. El estado de perifescencia, sin embargo, es bien conocido. Denota los primeros síntomas de la vinculación afectiva de una pareja humana. Causa vértigos, euforia, cosquilleos en la cavidad torácica. Perifescencia es la parte enloquecida, romántica, de estar enamorado. (Y según explicó Luce, puede durar hasta 2 años, como máximo.) Los antiguos habrían explicado la sensación como la acción de Eros. En la actualidad, el dictamen de los expertos lo reduciría al ámbito de la química cerebral y de la evolución.) de aquello que no tengo o he perdido. Que la búsqueda de una mujer siempre ha sido una manera de reivindicación social. Que, como me comentó, agudo él, un compañero de trabajo, tú lo que quieres cuando pillas con una tía no es sexo, es GANAR. Quizás sea exagerado, pero en parte, cabrón él, tenía parte de razón. Entonces, como odio perder, intento salir victorioso, me ofusco, me ato y me enamoro.

En Portugal hay toallas2) El pasado Viernes paseaba entre desperdicios plásticos, olor a meados y vómitos, gotas de xirimiri, una neblina alcohólica, unos amigos tambaleantes, a las 8 de la mañana por entre las Txoznas de Bilbao en Aste Nagusia. Las máquinas limpiadoras hacían el ruido que necesariamente asocias, indefectiblemente, con los amaneceres de juerga de un fin de semana, y desprendían el olor que, mezclado con el de las secreciones internas que previamente habían ido soltando por el recinto miles de almas con kalimotxo mal digerido junto a bocatas de lomo adobado caducado en el 87, atrae a tus jugos gástricos y tu bolo alimenticio hacia él, como dos polos opuestos. Bola de olor de detergente industrial – bolo alimenticio. Pensaba en una de mis frases favoritas:

“Un hombre feliz es aquel que no tiene tiempo para pensar”

En la pesada carga de la lucidez o pretendida lucidez y en la lobotomía, en los curas, los misioneros, la grada de Herri Norte del Athletic, los ingenieros de vocación, los fans de Camela y la hierba, le gritaba, no quiero ser Woody Allen, cojones! Pero casi no tenía voz por el tabaco.

Más vistas (es un decir) de Lisboa

3) Finalmente he decidido apuntarme a un taller de escritura. Es fundamental que me organice y conozca algo del lenguaje que no sea pura intuición. No sé si conseguiré llegar a diferenciar entre las consecuencias de escribir

El estado de perifescencia, sin embargo, es bien conocido

En lugar de

El estado de perifescencia es, sin embargo, bien conocido

¿Alguien por aquí las conoce?

Anuncios

Acciones

Information

6 responses

30 08 2005
Blackstar

Madre mia no puedo procesar tanta información!!

Primero, que mal cuerpo se me ha quedado tras leer esto. Me siento culpable por estar viviendo un periodo de felicidad amorosa y emocional.

Si cuando intentas no perder te enamoras y por lo que veo sin resultado, tendrás que jugar a perder de entrada y así ganar? Eso es luchar contra natura. Uno se enamora cuando se enamora, y me sobran todas las teorías.

Bien por lo del taller de escritura. Espero que en un arranque generoso compartas algunos consejos a los que también intentamos no cagarla demasiado.

31 08 2005
Motor.

1) Me hace gracia tu furiosa negativa a ser Woody Allen. Tengo un amigo que incluso cambió de ciudad para no tener que convivir con la caricatura de sí mismo.

2) Personalmente, pese a no tener demasiada fe en los mentados talleres, me parece una buena idea tomar ese camino. Siempre los he visto con buenos ojos, en tanto que, de un modo bastante modesto, son lo opuesto a la imagen arqutípica del escritor en este país: el tipo vago y con bufanda al que las musas le cagan inspiración en la cabeza sin que el tenga que mover un solo músculo de su cuerpo. Por lo menos en los talleres se TRABAJA. Ya si se leyese…

Y 3) Hay una frase que Gabriel Ferrater escribió en una carta dirigida a una mujer que acababa de abandonarle, que yo repito, parafraseada, universalizada, como el más sagrado de los mantras: “la causa de la mayoría del dolor que se causan las personas entre sí es la falta de imaginación”

31 08 2005
Troutman

Uno se enamora cuando se enamora y teorizar sobre ello es inutil, pero de la misma manera que lo es hacerlo sobre casi cualquier aspecto de la vida y personalidad de uno. También es divertido y supongo que terapeútico.

“la causa de la mayoría del dolor que se causan las personas entre sí es la falta de imaginación”

Necesito una explicación de esta frase, porque cogida así, al vuelo, no le encuentro demasiada aplicación en la inmensa mayoría de los casos, propios y ajenos, en los que alguien ha hecho daño a alguien.

31 08 2005
Blackstar

Cuando digo que no hay que teorizar lo digo de manera totalmente abstracta. La teoría, sabido es, es que todos lo hacemos, y seguramente, como bien dices, aunque no creo yo que sea tan sano, si que ayuda a reirse al menos.

Yo tampoco entiendo demasiado la frase de Motor. Me gustaría una alumbradora explicación.

31 08 2005
Troutman

Voy a esperar a que Motor aclare su frase antes de publicar ningún otro apunte. Y mira que Ander está luchando por salir…

1 09 2005
Nuala

Según yo lo entiendo en esta frase Ferrater llama a la empatía emocional como sistema de evitar hacer daño al prójimo. Sólo con buenas dosis de imaginación puedes ponerte en el lugar del otro y, parece mentira, pero hay gente absolutamente falta de toda imaginación.

En el terreno amoroso creo que eso clama directamente contra la “perifescencia”, que sólo es el inicio del amor. A mí me gusta más el amor sereno, lleno de confianza y calma, repleto de cosas compartidas y de mútua comprensión. Y es ahí donde la imaginación se pone en juego. Para hacer nuevo cada día en la miasma que la rutina representa, para ser capaz de evolucionar (individual y conjuntamente con tu pareja) sacando todo lo bueno de cada fase. Y para conseguir que esa “perifescencia”, esas mariposas en el estómago que sentía cuando él me cogía la mano tiernamente en la oscuridad del cine, sigan ahí de alguna manera…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: