Japoneses interactivos

24 09 2007

Es una situación violenta. Hay numerosas ocasiones, esperando el autobús, o montado en él, o en un avión, o incluso en un bar (fíjate tú), en las que el desconocido que está a tu lado se dirige a ti con ganas de entablar conversación. Generalmente suele tratarse de gente ya entrada en años con síndrome de guarda forestal (o taxista a las cuatro de la mañana) y más pesado que un cerdo en brazos. Casi nunca te topas con alguien interesante o una historia mínimamente divertida. A veces, no obstante, puede ocurrir. Sin embargo, lo más habitual, es verse inmerso en un monólogo puntuado por tus violentos silencios hasta que el conversador patológico se cansa de oír su voz (las menos de las veces) o bien consigues escabullirte fortuitamente o por medio de estrategias más o menos maleducadas (fingir leer, lo que puede ser peor, dormir, incrustarte los cascos del iPod o directamente decirle que no te apetece charlar con nadie – lo cual está fuera de mi alcance, dicho sea de paso). Sea como sea, suelo ser muy poco receptivo a este tipo de contactos interpersonales. Con lo cual, Japón es casi un paraíso en ese sentido.

En Japón todo el mundo parece estar aislado de los demás, pero especialmente de los occidentales. Llama poderosamente la atención la actitud de los típicos relaciones públicas de bares y restaurantes de una zona como Shinjuku, en la que estuvimos alojados, llena de locales de ambiente. Lo habitual en cualquier otro lugar es prestar especial atención a aquellos con más pinta de aparvados y turistorros, un target perfecto para ser embaucado con panfletillos y luces de colores. Pero no, resulta que la actitud es justamente la contraria, y en un claro ejemplo de productividad y ecologismo se dedicaban a ahorrar papel de pasquines evitando repartir los mismos cualquier ganjin de poca monta. Rara vez lográbamos publicidad ininteligible con kleenex. Y es que esta gente está avanzada hasta en eso, ya que muchos reparten minipanfletos que van metidos en una bolsita de plástico con kleenex (o incluso cosas más sofisticadas) o impresos en pai-pais, lo cual resulta bastante útil (espero que en invierno los repartan junto con un par de castañas calientes).

De todos modos, aunque reservados por naturaleza, y como reza la leyenda (esto es, las guías de viaje), si te diriges a un nativo en inglés, te atenderá con la mayor de las sonrisas aunque es probable que no entienda nada de lo que le estás diciendo, pudiéndose incluso dar el caso de que asienta o diga yes a una pregunta tuya y por pura educación y te envíe en la dirección opuesta a la que buscabas. Al menos, es muy gratificante recibir las risas y alborozo con la que algunos acogen tus más mínimos intentos de decir algo en japonés (no nos engañemos, en nuestro caso poco más que arigato gozaimas o konichiwa) como si fuera la primera vez.

Los casos más extraños son los de gente que sí se dirigen a ti en inglés, pero siempre con la mayor corrección y sin abusar de la conversación. La única relación larga que llegamos a establecer ocurrió en un restaurante de sushi donde una mujer, hablando un inglés notable pero con una entonación tan exagerada que parecía que estuviera gritando, nos comentó que su hija quería viajara España y nos recomendó el pescado que debíamos pedir. No llegamos a intercambiar más de diez frases. Dracma, con su habitual educación netamente japonesa le comentó que todo estaba delicioso y le agradeció cientos de veces su ayuda, cuando a ella el pescado crudo no le produce demasiado placer que digamos (todavía si se sirviera sobre una base de gominolas…)

Por último, necesito compartir, en esta entrada sobre interacción japonesa, que apenas observamos las tan famosas reverencias. Con lo que me gustan.

Anuncios

Acciones

Information

8 responses

24 09 2007
Ana

Leyendo todas estas entradas sobre Japón tengo la impresión de que ser turista allí debe de ser como estar en un mundo alternativo; te ignoran y no se mezclan contigo… En mi pueblo cuando hay un turista es como si viniera George Clooney, y en París se les mira con desprecio… Pero, como dicen por ahí, “no hay mayor desprecio que no hacer aprecio”, qué raro debe de ser estar en Japón… Porque para ellos seguro que es hasta una muestra de respeto, en plan, dejemos a los turistas turistear…

Por cierto, no se os ocurriría brindar en alto, diciendo “chinchin”, no? Porque en japonés quiere decir “miembro viril”… Me acuerdo cuando le pregunté a un japonés vecino mío en Eh, eh! Uh, uh! lo que quería decir (porque a mí me habían dicho que era “sexo oral”) y se puso rojísimo y empezó a decir “something… hidden…” … Menos mal que una japonesa que estaba con él me lo aclaró y dijo toda pancha “It means ‘dick’. “

24 09 2007
Quique

La gente en Japón se mata por comprender al turista y nunca dicen no pero a veces tanta amabilidad hace que el extranjero se sienta intimidado (en mi caso al menos).
En la zona rural que tuvimos la suerte de visitar nos vimos envueltos en situaciones a lo Bill Murray que acaban siempre siendo ultra fructiferas sin importar el nivel de entendimiento que se alcance.
Cuando llevabamos una semana viajando adoptamos la firme determinación de no entrar en sitios con menú en inglés y de huir de cualquier cosa que oliese a Lonely Planet.
Creo que fué una gran decisión y desde aquí lo recomiendo.
Insisto… la gente se deja la píel en el pellejo a la hora de entenderte y si se tiene paciencia se pueden lograr confusiones llenas de hilaridad en las que todos disfrutarán de un buen rato.
Llevar un librito de conversación comprado en el Vips ayuda a lo grande en todo tipo de siyuaciones y pone a prueba la pronunciación de cualquiera mientras se intenta encontrar/provocar la situación adecuada para empotrar frases hechas supuestamente útiles como : “tengo caspa” o “esta chaqueta me tira de la sisa”.

25 09 2007
Troutman

Nosotros no tuvimos tiempo de disfrutar de ninguna zona rural y me da un poco de pena. De todas maneras yo suelo ser un poco reticente a la hora de preguntar cuando estoy de viaje, es una especie de mezcla entre vergüenza y hombría mal entendida. Sé que me pierdo muchas cosas por culpa de ello, pero lo tengo asumido. También envidio la experiencia de soltar frases hechas de ese tipo, pero con un poco de suerte podré intentar utilizarlas en cualquier otro viaje a Londres, porque de la misma manera tendría que usar un manual para saber como se traducen. Casi no sé ni decirlas en castellano.

25 09 2007
Troutman

Por cierto, en cuanto al brindis. Siempre que como con algún extranjero, sea Indio, francés o Malayo, me preguntan cómo se brinda en castellano. A mí chin-chin me suena un poco cursi, es la manera que utilizaría, no sé, mi santa madre. Salud suena artifical. Lo cierto es que acabo explicándoles que lo normal es brindar a la salud de alguien o por algún evento especial, pero no según una fórmula estilo “Salut y força al canut” “Chanté” o “kampai”. No sé si es cosa mía, de mi entorno o de mi región.

25 09 2007
Ana

“Arriba, abajo, al centro y pa dentro?”

Normalmente decimos “por qué brindamos?” venga, “por…” no?

La verdad es que tienes razón, yo tampoco digo “chinchín”, aparte de en alguna comida familiar… Pero de todas formas en Asturias con la sidra no se brinda! Lo de “salut y forca al canut” ya me lo sacaron dos veces aquí los franceses, diciendo “como decís en EspaNa”. No sé si los catalanes apreciarían eso :-)

Reflexión: “salut” en catalán supongo que querrá decir “salud”, como los franceses, que brindan diciendo “santé”. La segunda parte, “forca al canut”, puede estar relacionada con el “chinchín” si cogemos el significado japonés. Si al final se brinda igual en todo el mundo, con la salut y/o con el canut. Qué quiere decir “kampai”?

25 09 2007
Blackstar

Genial el vídeo de las reverencias. Un país en el que la gente no quiere abordarte constantemente en la parada del autobús me parece un paraíso.
En cuanto a brindis mejor optar por un “por vosotros”, “por nosotros” o lo que toque. Lo del chin-chin no lo hago nunca, es la onomatopeya de las copas al chocar, y me sentiría ridícula al hacerlo.

25 09 2007
Dracma

Ana, tus reflexiones sobre falología comparada son muy sabias e iluminan nuestro día.

Chinchín me parece una palabra muy pizpireta y ahora que conozco su doble sentido la pienso usar en todos mis brindis.

Sobre el abordaje:
Tampoco a mi me gusta que me atosiguen, pero tampoco me agrada tener la sensación de que me desprecian como cliente. Así, cuando tratan de interceptar a todos los orientales para que entren a un local, o les dan Kleenex de propaganda, y al pasar tú te ignoran, al principio te sientes aliviada, pero con el paso de los días se te queda la desagradable sensación de ser un poco leprosa.

Por otra parte, es verdad que en general, son como dice Quique, abrumadoramente amables si te diriges a ellos, pero también es cierto que hubo en un restaurante donde no nos quisieron dar de cenar, el camarero no pudo ser más agrio, y nos dio la impresión, sin poder asegurarlo, de que fue por ser sucios occidentales.

13 10 2007
Nuala

Un apunte catalanoparlante y bilungue: lo de “força al canut” no tiene nada que ver con “something hidden”, como decía el nipón de chinchín (no puedo imaginar la campaña de Alain Afflelou en Japón). El “canut” era un tubo de cuero (un canuto, vamos) donde se guardaban las monedas. De modo que “salut i força al canut” (y tratándose de catalanes ya deberíais haber averiguado por dónde iban los tiros) es un deseo de salud y prosperidad económica. Lo de la fuerza del miembro ya se presupone si hay salud y ganas.

Y volviendo al tema que relaciona brindis con cópula, me apunta Roger que los argentinos dicen que si cuando brindas no miras a los ojos de los demás estarás siete años sin follar. Eso sí es una maldición chunga…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: